diez-sagas

Diez sagas míticas que siguen muy vivas

Si eras de los que disfrutaron sin límite con Dreamcast, la última gran consola de SEGA, este reportaje que te hemos preparado hoy, de diez grandes sagas de este gigante, te va a gustar especialmente. Desde que Sega desapareció como first party y tuvo que reinventarse para seguir en el negocio, a nadie se le escapó en su momento que las similitudes y conexiones existentes entre la Dreamcast y la XBox original de Microsoft son demasiado evidentes como para ignorarlas. Son muchos los que opinan que la consola de Microsoft es, más que una heredera espiritual de Dreamcast, una especie de Dreamcast 2 por así decirlo, y en más de un sentido.

Microsoft ya anduvo en contacto y negociando con Sega años atrás (incluso antes de que Dreamcast viera la luz) para trabajar juntos en un proyecto, y de hecho la Dreamcast es en cierto modo como una especie de PC en muchos aspectos, su arquitectura y la posibilidad de correr bajo un sistema operativo similar a Windows posibilitó que su catálogo se nutriera de conversiones de juegos de PC y, más allá de su triste final, hizo posible que muchos de sus juegos y personajes se mudaran a otra consola.

¿Adivináis qué compañía y qué consola se quedó con la herencia de Dreamcast? Exactamente. Microsoft volvía a escena para llevarse el lote con su flamante y poderosa nueva máquina, la Xbox original: una consola magnífica a la que quizá nunca se le ha hecho justicia, pero quizá en otro momento.

Volviendo al tema que nos ocupa, es cierto que la relación entre estas dos consolas es más que estrecha y nada fortuita. Más aún si nos fijamos en un hecho bastante curioso: muchos de los juegos de Dreamcast tuvieron su continuación en Xbox. No son pocos.

Y solo fue el principio.

El desembarco de los personajes clásicos de Sega en otras consolas, incluyendo las de su eterna competidora Nintendo, era ya un hecho consumado que tan solo unos pocos años atrás hubiera sido una especie de broma o el fruto de una mente calenturienta. Sin embargo, fue Microsoft mediante su Xbox quien nos trajo poco a poco segundas, terceras y hasta cuartas partas de algunas sagas que se habían iniciado en Dreamcast.

Con la perspectiva que nos da el paso de los años y sabiendo que Sega luchó hasta el final por intentar mantener con vida a su consola, uno no puede evitar preguntarse si la Dreamcast hubiese sido capaz de tirar con esos juegos que corrían por las venas de otras consolas ajenas. Es más, algunos de estos juegos incluso llegaron a anunciarse para Dreamcast, pero fueron finalmente cancelados en el último momento cuando posiblemente ya estaban casi terminados.

Veamos a continuación qué diez sagas y qué personajes continuaron sus aventuras en otras consolas una vez que Dreamcast estaba muerta y enterrada…

Sonic Adventure

Es curioso que la gran estrella de Sega fuera uno de los primeros personajes en aparecer bajo el sello de
compañías ajenas
. Tras su despedida de Dreamcast con Sonic Adventure 2 no tardó en protagonizar
decenas de títulos (algo mediocres) en plataformas como PlayStation 2, GameCube o Nintendo Wii.

Shenmue,

El gran juego de Dreamcast, la saga que estaba destinada a rescatar a la consola que lo vio nacer de una muerte anunciada y que le costó una fortuna a Sega, tampoco tardó mucho en abandonar el barco y mudarse a otro vecindario, en este caso su salto a la Xbox fue relativamente lógico y cómodo.

Shenmue II salió en Xbox con una versión mejorada y un DVD de edición limitada que resumía lo sucedido en el primer juego para aquellos que se lo perdieron en Dreamcast. El resto ya es historia: la saga se quedó en el aire, en un standby que se ha prolongado durante más de 15 años y del que tan solo hace unos pocos años ha salido, gracias al clamor popular de los aficionados que aún echaban de menos a Dreamcast y su gran franquicia. Finalmente el rumor se hizo realidad: Shenmue III saldría por fin (gracias al crowdfunding) y la historia de Ryo Hazuki finalmente tendría su conclusión.

¿Continuará la saga algún día con una cuarta parte?

Metropolis Street Racer/ Project Gotham

El caso de Metropolis Street Racer, uno de los juegos más perfectos y brillantes del catálogo de Dreamcast sin lugar a dudas es, cuando menos, algo peculiar. En este caso no vimos secuelas bajo el mismo título aparecido en Dreamcast ni a personajes de Sega trabajando codo con codo con las grandes estrellas de otras compañías, sino que asistimos a un curioso renacimiento: la transición de Metropolis Street Racer a Project Gotham. Un gran juego dio el pistoletazo de salida a un nuevo proyecto que acumuló en rápida sucesión hasta un total de cuatro secuelas.

Arrancando en Xbox, Project Gotham Racing volvía a ofrecer las mismas sensaciones que esa gran joya de Dreamcast que era y es Metropolis Street Racer, aprovechando las características y el potencial de la flamante nueva consola de Microsoft. Estamos ante una nueva franquicia, es cierto, con sus características y su propia personalidad, pero en esencia y bajo la capa de pintura sigue latiendo el corazón y el alma de Metropolis Street Racer y, por extensión, de la propia Dreamcast.

Virtua Striker

Los futbolistas virtuales de Sega continuaron jugando en otras ligas una vez que Dreamcast cerró sus puertas. El que sin duda fue el mejor juego de fútbol de Dreamcast tuvo su continuación directa en Nintendo GameCube, la plataforma estrella en su momento de la compañía que tradicionalmente había sido la eterna rival de Sega.

Sega programando para Nintendo, ver para creer. Más de uno aún sigue frotándose los ojos cuando ve los logotipos de Sega y Nintendo juntos en la misma carátula; pero lo cierto es que la situación financiera de Sega no contemplaba otra posibilidad. Virtua Striker 3 apareció como exclusivo de GameCube, y continuó en los salones recreativos con Virtua Striker 4 para no volver a dar señales de vida desde entonces. 

Virtua Tennis

La genial franquicia de juegos de tenis de Sega ha sido una de las más prolíficas una vez que la cancha de Dreamcast cerró para siempre. Las Hermanas Williams, los Rafa Nadal y compañía no han parado de darle a la raqueta primero en Playstation 2, luego en PSP. Posteriormente ya en una nueva generación de consolas en Xbox 360 y Playstation 3, PS Vita y la cosa no tiene pinta de acabarse por lo pronto.

A la franquicia aún le quedan unos cuantos torneos de Wimbledon por jugar. Y nosotros que nos alegramos, porque la verdad es que una consola sin un Virtua Tennis no es lo mismo. Tienes al menos una versión de Virtua Tennis para cualquier consola que ha salido con posterioridad a la Dreamcast. La primera entrega ya era sensacional, y la prueba de que se adelantó a su tiempo, como la gran mayoría de juegos de Dreamcast, es que las secuelas apenas han variado el planteamiento original.

Crazy Taxi

Otra saga que hizo las maletas y continuó fuera de su “consola materna” fue Crazy Taxi y sus alocadas galopadas por la ciudad, primero en Xbox y luego en multitud de plataformas de ocio interactivo, desde consolas portátiles como PSP a teléfonos móviles, dispositivos éstos últimos en los que la saga parece haberse un hueco bastante confortable.

A la franquicia de los taxistas locos de Sega le ha sentado bien el cambio de aires y de plataforma; pero muchos aún echamos de menos las dos primeras entregas de Dreamcast intactas; tal y como eran cuando salieron. Y es que, debido a problemas con ciertas licencias, en revisiones posteriores de la saga notarás que algunos nombres registrados y ciertas marcas de famosos restaurantes y demás han ido desapareciendo del juego y siendo reemplazados por otros. Sin embargo, cada vez que enciendas tu Dreamcast y metas el disco del Crazy Taxi original, volverá la magia intacta como el primer día.

Lo que hemos dicho más arriba para Virtua Tennis sirve exactamente igual para Crazy Taxi, hay que darse cuenta que las secuelas posteriores no han aportado nada realmente relevante ni revolucionario a la fórmula que tan buenos resultados dio en Dreamcast. Es lo que tiene adelantarse a su tiempo, prolonga tu vida útil y te hace parecer más joven de lo que eres.

The House of the Dead

Este sí que estuvo a punto de salir en Dreamcast, poco o muy poco le faltó a The House of the Dead III para ver la luz en Dreamcast, pero finalmente y ante la desastrosa situación de la consola en su recta final acabó yendo a parar a la Xbox. Siempre he pensado que The House of the Dead III me parece más un juego de Dreamcast que de otras consolas, el aspecto, la jugabilidad, el desarrollo, todo recuerda poderosamente a la Dreamcast, está impregnado de su espíritu y verdaderamente creo que nuestra querida consola hubiera podido tirar de este juego sin despeinarse.

Técnicamente no está mucho más allá que el House of the Dead 2 que despuntó en Dreamcast, y fue el último capítulo de la saga que mantuvo una factura técnica similar. The House of the Dead Overkill para Nintendo Wii y Playstation 3, posteriormente, y The House of the Dead 4 (PS3 y arcade) son ya el resultado de máquinas de otra generación con las que Dreamcast no podría competir. 

Soul Calibur

Si me preguntáis cuál fue para mí el mejor juego de Dreamcast, os diría honesta y sinceramente (ahora que no nos oye nadie), que fue el Soul Calibur, aunque casi todas las apuestas dieron como ganador a Shenmue. Para mi Soul Calibur tiene algo mágico, especial e irrepetible. Es tan perfecto que parece imposible encontrarle algún punto flaco por muy exigente que uno sea.

De hecho, y ya lo he comentado en alguna ocasión, ninguna de sus secuelas (y pese a estar diseñadas para máquinas de una potencia y unas prestaciones ampliamente superiores a las de Dreamcast) ha sabido o ha podido igualar el listón en cuanto a belleza, grandeza y encanto, la precisión en la jugabilidad, la elegancia de su control y sus inmensas capacidades para divertir. Desde que dio el salto a Playstation 2 ha aparecido en todas las consolas de turno.

Phantasy Star

Esta longeva saga de juegos de rol que comenzara hace ya muchos años en la Master System fue otra de las franquicias de Sega que buscó familia adoptiva cuando Dreamcast cayó. Tras dos entregas formidables que además rompieron esquemas al introducir el juego online con Phantasy Star Online I y II, la saga dio el salto a Nintendo GameCube y allí colocó dos entregas, un recopilatorio de las dos de Dreamcast y una tercera parte. Anda desaparecido desde hace ya bastante tiempo, es hora de que vuelva.

Marvel VS Capcom

Otra saga que se resistió a quedar en el olvido. Esta lo tuvo más fácil porque la pegada de Marvel ha sido siempre muy grande y cualquier producto que lleve su sello tiene unas buenas ventas aseguradas. Sin embargo, fue el excelente trabajo que Capcom hizo en Dreamcast con su segunda entrega lo que posibilitó que, nada más y nada menos que 10 años después, viera la luz una tercera parte en PS3 y Xbox 360. Después llegó una cuarta parte y muy posiblemente no será la última.


Si te gustan los videojuegos retro, no te pierdas nuestra sección especializada.

, , , , , , , , , , , , ,
Artículos Similares
Latest Posts from Mentero