Grandes adaptaciones del cine al mundo de los videojuegos

Lo hemos dicho en multitud de ocasiones: el cine y los videojuegos comparten muchas cosas entre sí y se retroalimentan de manera constante, unos beben de otros y no dejan de solaparse y robarse influencias. Son dos artes muy cercanos y a veces llegan incluso a fusionarse de manera curiosa dando lugar a ese fenómeno hoy en día en vías de extinción (afortunadamente dirían algunos) que es “el videojuego de la película”, algo que no siempre da buenos resultados y que suele acabar en tragedia. Juegos que se lanzan deprisa y corriendo para cumplir fechas de entrega aceleradas y hacerlos coincidir con el estreno de una película de éxito, lo que casi siempre acaba produciendo un producto sin terminar, mediocre y oportunista.

Afortunadamente no siempre fue así, y hubo una época en la que hacer juegos de películas era un arte, no una simple operación de marketing para sacar dinero. Hay ejemplos (muy contados, es verdad) de videojuegos muy dignos que están basados en una franquicia determinada o en una película famosa, y fíjate tú, a veces hasta son mejores que la película.

Hoy rendimos homenaje en Mentero.es a una serie de juegos que no querían sacarnos la pasta, o al menos no era lo único que consiguieron, además de eso también nos encantaron y nos dejaron un buen sabor de boca. No están todos los que son pero sí son todos los que están. Luces, cámara… ¡Acción!

Aliens

10 Juegos RetroAbrimos la lista con un gran juego que adapta (bastante libremente, eso sí) una gran película homónima. No es difícil darse cuenta de que Aliens: el regreso es con diferencia la mejor película de la saga de Alien, incluso por encima de Alien el Octavo Pasajero, la primera de todas.

Pero lo que muchos no recuerdan o incluso no saben es que en 1990 Konami nos trajo esta maravilla bizarra y bastarda llena de locuras que amenizó nuestra adolescencia y juventud en los salones recreativos.

Se permitieron todo tipo de licencias e inventos totalmente locos, como aliens jefes de final fase con un cuello de jirafa retráctil y que escupían una especie de fuegos artificiales multicolores, o cosas así de paranoicas. De todas formas era una verdadera gozada y además estaba lleno de guiños a los seguidores de la saga y de elementos y situaciones típicas de las películas.

Batman

10 Juegos Retro La película responsable de azotar al mundo entero con la Batmanía más viral que se recuerda fue también la película que gozó de una mayor variedad de conversiones y versiones jugables que jamás haya disfrutado franquicia alguna. Había un arcade y montones de versiones domésticas, desde una muy brillante conversión para el ZX Spectrum hasta incipientes y gráficamente notables adaptaciones para el insurgente mercado de los 16 bit, incluyendo consolas de todo tipo.

El hombre murciélago protagonizaba una completa aventura que nos recordaba poderosamente al Robocop de Data East de un par de años atrás, y en la que había fases en las que controlábamos a Batman a pie y otras en las que nos poníamos al volante de un flamante y espectacular Batmóvil que se abría paso por unas calles de Gotham City atestadas de criminales, e incluso fases de deducción y combinatoria en las que debíamos identificar los productos químicos que hacían efectivo el mortal gas de los productos Joker.

Genial, variado, divertido, muy vistoso y muy jugable en todas sus versiones. La película de Tim Burton era absolutamente genial, y el juego no bajaba el listón.

Batman Returns

10 Juegos RetroSolo un personaje tan absolutamente mítico como Batman merecía ser el único en repetir en la lista. Si la película era buena, aunque algo inferior a la primera (es difícil igualar una película tan redonda y tan esperada como lo fue en su día Batman), el regreso de Batman vino acompañado de grandes juegos, como era de esperar.

El juego por el que hemos incluido a Batman Returns en esta lista es el de Super Nintendo, un magnífico beat’em up al estilo Final Fight pero poniendo en juego toda la mitología de Batman y sus artilugios, sus enemigos y su parafernalia más emblemática.

Extrañamente aquí a España solamente llegó a través de la importación, por lo que mucha gente se lo perdió e incluso a día de hoy siguen ignorando su existencia. Es realmente bueno, no deberías dejarlo pasar tanto si te gusta Batman como si te gustan los buenos beat’em ups.

Los Goonies

La película es absolutamente mítica, y resume por sí misma gran parte del espíritu y el encanto de lo que significaba ser un niño en los años 80, pero el juego basado en la película y que acompañó al estreno de la misma en la gran pantalla era una pequeña joya que solo unos pocos dotados de una paciencia superlativa supieron disfrutar, el resto se perdió en su endiablada dificultad y sus intrincadas pantallas llenas de trampas y amenazas. Aventura en estado puro, como en la película.

No te daba tregua, tenías que pensar rápido y moverte aún más rápido si querías sobrevivir. Superar una simple pantalla te obligaba a hacerlo todo perfecto y repetirlo todo desde el principio si cometías el más leve error. Dificultad de la vieja escuela y diversión ligeramente masoquista. Los buenos juegos eran así antiguamente…

Indiana Jones y la última cruzada

El título ya lo decía todo y era una auténtica declaración de intenciones, realmente iba a ser la última película de nuestro arqueólogo favorito, concebida originalmente como una trilogía, y para cerrar la saga se decidió hacer por todo lo alto.

Es indiscutiblemente la mejor de la saga, y como no podía ser menos, estuvo arropada por un videojuego a su altura, tanto en ordenadores de 8 bits como en sus conversiones para consolas (la de Gameboy era mi favorita). Aventura en estado puro, una aventura de las de antes, llena de situaciones variadas, plataformas, acción y dificultad en su punto justo.

Sí, era difícil, pero justo. La sensación de recompensa cuando superabas un fase era tremenda. La jugabilidad se ha resentido un poco con el paso de los años, pero los gráficos aguantan admirablemente, eran soberbios en su día y aún hoy en día resultan vistosos. Un gran reto solamente a la altura de un gran personaje como el Doctor Jones.

Pero desde aquí pedimos un favor a quien corresponda: que no hagan más películas de Indiana Jones, en serio. A veces es mejor dejar ciertas cosas como estaban en el recuerdo para que permanezcan inalterables. A buen entendedor sobran las palabras.

Rambo III

Bueno, Rambo III no era exactamente una gran película, y desde luego no figuró en ninguna lista de candidatas al Oscar, pero por lo menos era entretenida y estaba llena de acción exagerada, absurda y violencia gratuita, muy en consonancia con el espíritu de los 80.

La mejor de Rambo fue la primera, que para algo estaba basada en la magnífica novela de David Morrell “First Blood”, pero Rambo III fue la película que tuvo los mejores juegos con diferencia. Un árcade para 2 jugadores que era una bomba (nunca mejor dicho), y versiones para consola que trasladaban mejor o peor la ensaladilla de tiros y bombazos del árcade.

Los Spectrum, Amstrad y compañía recibieron su peculiar adaptación en 8 bits, en un juego muy potable que combinaba fases de tiros y acción con fases de sigilo e infiltración. ¿Os suena?… ¿Alguien ha dicho Metal Gear?…Premio. Está todo inventado.

Robocop

10 Juegos RetroLa película original dirigida por Paul Verhoeven es simplemente una obra maestra, y una buena guía para entender la América de los años 80 en plena era Reagan. Una historia de venganza y violencia desbordante y a veces demencial que sin embargo resumía a la perfección lo que estaba pasando en el mundo.

Las secuelas no supieron estar a la altura de la original, entre otras cosas porque no dejaron hacer a Frank Miller lo que realmente había escrito en sus guiones originales para Robocop 2 y posteriormente en Robocop 3. El resultado final fue mediocre por decir algo amable.

Eso sí, para la historia, Data East nos legó un árcade inmortal y excelente que aún hoy sigue siendo una auténtica pasada, y del que ya os hemos hablado largo y tendido en otro artículo aquí en Mentero. Tuvo conversiones absolutamente para todo tipo de sistemas y consolas, siendo realmente difícil encontrar alguna que fuera mala. Todas eran una maravilla, hasta las más pobres como la de Gameboy o la de Spectrum.

Rocky

10 Juegos RetroAl igual que Robocop, Rocky es un personaje mítico que representa el espíritu de superación, el esfuerzo y la filosofía de no rendirse jamás. Es algo universal y eterno, que ha trascendido al cine y los medios para instalarse de manera permanente en nuestro inconsciente colectivo.

Personajes como Rocky son más grandes que la vida, aunque no siempre hayan recibido el respeto y el reconocimiento que se merecen. En el caso de los videojuegos, Rocky tiene varios aspirantes al título pero ningún campeón claro. Los juegos basados en la licencia de Rocky, salvo honrosas excepciones, están lejos de ser ninguna maravilla. Te hablamos de ellos en detalle en otro de nuestros artículos aquí en Mentero. De todas formas nos quedamos con las películas y sobre todo con su mensaje…”Todavía no he oído la campana…No se acaba hasta el final”

Terminator 2

10 Juegos RetroCreo que todos estaremos de acuerdo en señalar que Terminator 2 supuso el máximo auge y esplendor de la franquicia, siendo la película del mismo título la mejor de la saga con diferencia. Desde entonces la saga ha ido renqueando y sobreviviendo con algunos altibajos de calidad más o menos preocupantes.

El aterrizaje de Terminator 2 hizo tanto ruido y su éxito fue tan aplastante que inevitablemente se vio acompañado por todo tipo de videojuegos que terminaron de redondear una experiencia fascinante como lo era el ver la película en las salas de cine.

Terminator 2: Judgment Day era un juego de acción bastante correcto para ordenadores y consolas de 8 bits, que contó con sus correspondientes versiones para el incipiente mercado de 16 bits, pero donde Terminator brilló con luz propia y donde rindió su mejor videojuego fue en los salones recreativos: Terminator 2 The Arcade Game era un shooter en primera persona que nos ponía al mando de unas metralletas con las que masacrar a los Terminators que se ponían a tiro dotado de un ritmo y una acción frenética.

La cabina árcade original era todo un espectáculo, la pena fue que no pudimos disfrutarla en todas partes, era un lujo limitado y solo al alcance de unos pocos privilegiados.

The Warriors

Cerramos la lista con una verdadera sorpresa “after credits”, artimaña tan de moda en las películas y series actuales. Una vez acabada la función, ponemos la guinda al pastel con una auténtica película de culto entre los fans del cine macarra ochentero (y setentero), un homenaje a la gloriosa era de los videoclubs: The Warriors, los guerreros urbanos de la noche.

Una cinta que la mayoría desconocía hasta que en 2005 Rockstar tuvo la genial e inesperada idea de sacar un videojuego basado en esta joya olvidada que fue oportunamente rescatada para la ocasión. El juego, para PS2 y Xbox, era una curiosa y correcta mezcla de la fórmula tipo “sandbox” que tan buenos resultados le había dado a Rockstar en su famosa saga GTA con ciertos tintes de juego de lucha, action rpg y beat’em up, todo en uno.

El resultado, una recreación genial y muy recomendable del inolvidable mundillo macarra de tribus urbanas enfrentadas a muerte que tan fielmente se contaba en la película. No os perdáis la sorpresa oculta en el juego una vez terminado el modo historia: un homenaje al Double Dragon en toda la regla.

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
Artículos Similares
Latest Posts from Mentero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.